Shanghái tiene en jaque la cadena de suministro global

Puerto de Shanghai

La variante ómicron continúa haciendo estragos en China, lo que ha encendido una vez más las alarmas en el comercio internacional. Shanghái, una de las ciudades más importantes para la economía asiática y el comercio mundial, sufre la imposición de las duras medidas de la política “covid cero” del gobierno chino.

Las cuarentenas obligatorias a las que se ha sometido a la población han provocado graves problemas tanto en el transporte marítimo como terrestre, impidiendo el flujo normal de las mercancías. Precisamente, se ha conocido que el puerto de Shanghái, el más importante del mundo, opera actualmente en un 25% de su capacidad.

“La imposición de nuevas restricciones en China supone una puntilla más para el sector de la logística y el transporte, especialmente para el transporte marítimo mundial”, recalca Francisco Aranda, presidente de la patronal logística UNO.

Justamente, ante la dificultad de transporte fábricas como la de Volkswagen y Tesla se vieron obligados a suspender sus actividades hasta que se normalice la situación. El panorama en el puerto es cada vez más complejo, pues a medida que pasan los días el colapso es inminente.

Según Aranda, esta situación en uno de los puertos más importantes del mundo, sumada a la guerra entre Rusia y Ucrania, ha acelerado la transformación hacia una cadena de suministro más corta y próxima al cliente final. De esta forma, se evitan retrasos y sobrecostos ocasionados por cierres en terminales internacionales o escasez de contenedores. 

La recuperación de la cadena de suministro global que se esperaba para este primer semestre de 2022  tendrá que esperar, pues continuamos viendo los estragos del Covid-19 en los puertos y ciudades más importantes para el comercio mundial.

Comparte esta publicación

De Interes

Artículos de Interes

Revista 127

Revista 127

Hola, si has llegado hasta aquí y no puedes visualizar el contenido, disfrútalo iniciando sesión aquí